Los influencers españoles deberán indicar cuáles de sus publicaciones son publicitarias a partir del 1 de enero – Marketing 4 Ecommerce

Los influencers españoles deberán indicar cuáles de sus publicaciones son publicitarias desde el 1 de enero

Son líderes de opinión, capaces de influir en sus miles (o millones) de seguidores: los influencers españoles son personas que están muy activas en sus redes sociales, que saben comunicar el mensaje que quieren enviar y que conectan de forma efectiva con su público objetivo, generando confianza y credibilidad, y es por ello que muchas marcas de todos los tamaños y verticales han optado por ellos para realizar campañas.
Sin embargo, no todos se han apegado a las buenas prácticas del marketing de influencers, y si bien el contenido patrocinado por estos generadores de engagement es ampliamente aceptado, muchos no etiquetan estas publicaciones como publicitarias, por lo que se pierde transparencia.
Es por esto que el Gobierno de España ha tomado cartas en el asunto para regular el marketing de influencers en conjunto con la Asociación Española de Anunciantes y Autocontrol.
Un nuevo código de conducta para los influencers españoles entrará en vigor a partir del 1 de enero de 2021
El nuevo código de conducta para los influencers españoles ha sido elaborado por ambas asociaciones de anunciantes y firmado por el Ministerio de Asuntos Económicos y el Ministerio de Consumo, que básicamente les obliga a señalar claramente todo contenido que sea publicitario.
A partir del 1 de enero de 2021 tanto los influencers españoles, ya sean bloggers, youtubers, instagramers o facebookers entre otros, como las marcas que trabajen con ellos serán responsables de etiquetar expresamente este tipo de contenido.
Así se debe etiquetar el contenido publicitario
Tal y como explica el comunicado  de la Asociación de Anunciantes:
“La naturaleza publicitaria de las menciones realizadas por influencers o de los contenidos digitales divulgados por estos, que tengan tal consideración publicitaria, deberá ser identificable para sus seguidores.
En aquellos casos en los que dicha naturaleza publicitaria no sea clara y manifiesta a la vista de la propia mención o contenido, se deberá incluir una indicación explícita, inmediata y adecuada al medio y mensaje sobre la naturaleza publicitaria de tales menciones o contenidos.
A tal fin se recomienda usar indicaciones genéricas claras tales como “publicidad”, “publi”, “en colaboración con” o “patrocinado por”, o alternativamente descriptivas en función de la concreta colaboración de que se trate (por ejemplo, “Embajador de [marca]”, “Gracias a [marca]”, “Regalo de [marca]”, “Viaje patrocinado”, etc.).
Por el contrario, se desaconsejan indicaciones genéricas (tipo “información”, “legal” o similar), indicaciones que requieran una acción por parte del usuario (por ejemplo, hacer clic), e indicaciones poco claras (tales como “Colab”, “Sponso” o “sp”).
La indicación relativa a la naturaleza publicitaria de la mención o contenido debe mantenerse o añadirse cuando el influencer comparte o “repostea” el contenido sujeto a este Código en otras redes, plataformas o páginas web.”

Qué se considera un contenido patrocinado… y cuáles las excepciones
Las normas establecidas en este código de conducta señalan que el contrato entre influencers y marcas deberá incluir una cláusula por la que se vinculen este tipo de contenidos publicitarios, es decir, todas las menciones o contenidos, gráficos de audio o visuales, que acumulativamente:
Estén dirigidos a la promoción de productos o servicios
Sean divulgados en el marco de colaboraciones o compromisos recíprocos, siendo la divulgación del citado contenido objeto de un pago u otra contraprestación por parte del anunciante o sus representantes.
El anunciante o sus agentes ejerzan control editorial sobre el contenido divulgado (validándolo o estableciéndolo previamente del todo o parte de este).
Por supuesto, aquellos contenidos de los influencers españoles que sean puramente editoriales, o que hayan realizado por iniciativa propia, estarán exentos. Es decir, si las marcas otorgan un pago directo o indirecto a través e agencias, entrega gratuita de productos, prestación gratuita de un servicio, bolsas de regalo, viajes o cualquier otro incentivo, los influencers deberán etiquetar el contenido relacionado como publicidad.
Esta es una normativa que ya se ha venido aplicando en varias redes sociales y en diversos países: en 2017 la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos señaló que las publicaciones patrocinadas deberían estar etiquetadas en Instagram, por lo que la red social implementó una herramienta destinada a que influencers y medios integren esta etiqueta de forma fácil y rápida, además de otorgar mejores herramientas a los publicistas a la hora de medir el alcance de las publicaciones que provienen de los influencers.
Reino Unido crea un código de conducta para influencers sobre cómo publicar contenidos patrocinados

Además, el año pasado el Reino Unido creó un código de conducta similar para los influencers de este país, un código que les obliga a declarar si reciben algún tipo de pago o regalo para mostrar el contenido de las marcas que representan además de que este contenido debe etiquetarse de forma clara, del mismo modo que ahora lo tendrán que hacer los influencers españoles.


 
Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram




Source link